17.9 C
Huaraz
viernes, 22 octubre 2021

Excesos de los policías municipales desata crisis municipal

Los constantes excesos de parte de un grupo de municipales de Huaraz han desatado una crisis entre los regidores y los funcionarios, así como cuestionamientos de la opinión pública huaracina.

Los hechos se suscitaron a consecuencia de la intervención calificada como desproporcional por parte de la oficina defensorial también alcanzarían al propio gerente municipal de servicios públicos, así como al alcalde Rori Mautino Ángeles.

El regidor Harry Celestino dijo estar dispuesto llegar hasta las últimas consecuencias al calificar de “mete palo” al gerente Olger Mejía y de pertinaz y terco al alcalde Rori Mautino.

Es más, el concejal ha señalado que lo cometido en contra de la señora Delfina Rosales Huamán es un delito tipificado como hurto de parte de los policías municipales al quitarle sus quesos a la vendedora del jirón Huascarán.

Por la noche, los regidores decidieron sostener una reunión a causa de los últimos acontecimientos en donde se habría deslizado la petición de exigir la inmediata separación del gerente de servicios públicos, así como cumplir con las recomendaciones efectuadas por la Defensoría del Pueblo sobre la posible identificación a los municipales agresores.

El incidente del exceso municipal se da luego de una serie de cuestionamientos a los funcionarios de la gerencia de desarrollo urbano y rural por el pago elevado de más de 35 mil soles a favor de las consultorías para modificar y actualizar el Reglamento de Organización y Funciones (ROF) y el Manual de Organización y Funciones (MOF), así como el Texto único de Procedimientos Administrativos (TUPA).

Sumado a ello la tensa relación entre los regidores y el gerente municipal, Gustavo Castromonte quien tuvo frases desafortunadas en contra de los regidores a quienes pidió coger el lapicero y ponerse a legislar.

Noticias relacionadas

- Publicidad -

Lo más leído